mas estilo con menos armario

¡Tener más estilo con menos armario es posible!

Suscríbete ahora y recibirás la GUÍA PARA MEJORAR TU ESTILO EN 8 PASOS

¿Serías capaz de vestirte durante un mes con tan solo 30 prendas?

He pasado mi verano sin muchas cosas que suelo hacer el resto del año. Algunas por diversión, otras por mera obligación y unas terceras porque hasta entonces creía que eran buenas para mí y/o que me hacían sentirme mejor.

He pasado mi verano sin pintarme las uñas. Sin pretensiones. Sin maquillarme. Sin comparaciones. Sin teñirme las canas. Sin culpa. Sin adornos. Sin prisas. Sin cadenas. Sin condenas. Sin tacones. Sin exigencias. Sin peinarme. Sin frustraciones. Sin aditivos. Sin perfecciones. Sin sujetador. Sin reproches. Sin frenos. En definitiva, más vacía y, sin embargo, jamás tan llena.

Todo empezó mientras preparaba la maleta para mis vacaciones. Justo acababa de terminar de leer un libro sobre los armarios cápsula del que te hablaré pronto en Books Look Good, el club de lectura Toca Tacón que arrancará oficialmente en octubre pero que ya he empezado a pincelarte cada viernes por aquí.

Hace algún tiempo te contaba que los armarios cápsula no son para todas las mujeres. En cambio, sí que puede servirte su esencia. Sus beneficios son muchos y muy positivos, para ti y para el resto del mundo. Puede, entonces, que lo que nos frene a “intentarlos” sea la cuestión del número. ¿33?, ¿40?, ¿55? E incluso la limitación del tiempo. ¿Una estación? ¿Una temporada? ¿Un año?

Restringir tu armario a estas dos variables puede resultarte tan abrumador que haga que tus ganas de experimentar se esfumen incluso antes de empezar. Pero, ¿y si te quedas solo con su concepto? Reducir.

Está claro que nadie puede comerse una vaca de una sentada. Para disfrutarla, hay que hacerla filetes. Y en ese empeño tan de esta casa de tener menos armario pero más estilo, quiero proponerte un reto: ¿podrías vestirte durante 30 días con solo 30 prendas?

 

¿EN QUÉ CONSISTE EL RETO 30 PRENDAS, 30 LOOKS?

En elegir 30 prendas de tu armario y crear con ellas 30 looks distintos. Esto te servirá para vestirte durante los próximos 30 días sin la necesidad de tener que hacer un cambio de armario completo.

Es más, la transición al otoño, si el tiempo nos lo respeta, es un buen momento para realizar este experimento, porque te permitirá hacer esas mezclas imposibles en otras estaciones del año: sandalias con vestidos otoñales, capazos con chaquetas de punto, botas sin medias, camisetas de tirantes con americanas, etc.

Para ello, sigue estos pasos:

1. Elige 30 prendas de tu armario. Incluye partes de arriba (tops, camisetas, camisas, chaquetas), partes de abajo (pantalones, vestidos, faldas, etc), zapatos, complementos (bolsos, fulares, sombreros, gafas de sol,…) No cuentes ni la ropa interior, ni la de deporte, ni la de estar en casa.

2. Búscales un lugar accesible en tu armario. Una de las ventajas de este retos es que, una vez que empieces, no tienes que «tocar el resto de tu armario si no quieres. Solo buscarles un lugar destacado a las prendas seleccionadas. Todas juntas al principio de una de tus barras de colgar, en una balda completa o en tan solo un hueco, en un único cajón,… Tú decides.

Si tienes un burro, puedes colgarlas todas juntas para tenerlas localizadas de un vistazo. Será como si tuvieras un armarios para solo un mes; sin necesidad de abrir el «oficial» para nada más. 

¿QUÉ CONSEGUIRÁS CON ESTE RETO?
  • Redescubrir (te) tu verdadero estilo.
  • Simplificar tu armario, sin necesidad de tener que reorganizarlo obligatoriamente.
  • Tener más tiempo y más energía para dedicarlo a otras cosas.
  • Usar más lo que ya tienes.
  • Ahorrar dinero; ya que no necesitarás comprarte nada nuevo.
  • Ser más creativa e innovadora con tu ropa.
MIS 30 PRENDAS

Aunque pueda parecer contradictorio, me ha resultado más difícil elegir 30 piezas para inventar 30 looks que aquella vez que tuve que limitarme a solo 10, principalmente porque septiembre, que ya de por sí pide cambios, es un mes poco predecible en cuanto a las condiciones meteorológicas.

En un principio, pensé en fotografiar todos los looks como ya hice en el reto 10 prendas, 10 looks, pero me frenaron tres temas:

  • Que los septiembres son particularmente muy distintos dependiendo del trocito de tierra en el que vivas. No te serviría de mucho si en tu casa hace más frío o más calor que en la mía.
  • Que lo importante no son mis looks, sino los tuyos. Y, ¿para qué mentirte? No termino de identificarme ni de sentirme cómoda con la faceta egoblogger, que, de alguna forma, se vincula automáticamente al hablar de estilo.
  • Que la “logística” se nos complicaba bastante. Así que tendrás que confiar en mí y creerme si te digo que sí se puede. A estas alturas, no voy a engañarte. 😉

Para que te sirva de guía, te diré cuáles han sido mis 30 prendas:

  • 5 partes de abajo: 1 falda midi, 2 pantalones cortes y 2 largos; uno de ellos vaqueros.
  • 3 vestidos: 2 largos y 1 pichi.
  • 12 partes de arriba: 4 chaquetas (2 de punto y 2 americanas), 4 camisetas de manga corta, 2 camisetas de manga larga, 1 camisa y 1 kimono.
  • 5 pares de zapatos: 1 converse, 1 sandalias planas, 1 zapatos planos, 1 bailarinas y 1 sandalias de tacón con plataforma.
  • 2 bolsos: 1 capazo grande y 1 bolso de mano más pequeño.
  • 3 complementos: 1 colgante, 1 sombrero y 1 fular.

DECÁLOGO PARA QUE TE SEA MÁS FÁCIL

A lo largo de este mes, iré compartiendo en mi perfil de Instagram, alguno de los consejos que más me han servido para sacar este reto adelante. Y hasta seré osada. Creo que haciéndolos tuyos podrías seguir haciendo 30 looks incluso con menos de 30 prendas. ¿Cómo te suena esto?

1. Escoge tres partes de arriba por cada una de abajo.
2. Encuentra tus «uniformes».

Entendiendo por uniformes esos looks con los que sientes realmente cómoda, que te resulten adecuados para tu día a día y que puedas llevar en un sinfín de diferentes versiones. Con que tengas 3 ó 4 será suficiente. No hace falta que te rompas la cabeza dándole más vueltas.

Por ejemplo, falda midi + camiseta + sandalia plana ó vaqueros + camisa lisa + blazer + bailarinas. ¿Cuáles son tus uniformes?

3. Más básicos y menos tendencia.

Para este reto y para siempre. Ya lo dice el manifiesto Toca Tacón.

4. elige complementos «muy tú». 

Cuando tratamos de seleccionar prendas lo más ponibles y combinables posible entre sí, corremos el riesgo de aburrirnos o de parecer aburridas. Para evitarlo, elige complementos muy personales, que levanten cualquier look simplón, con los que consigas transmitir quién eres y qué te hace diferente del resto.

5. Incluye vestidos.

Quédate con estas dos máximas: Quien tiene un vestido, tiene una falda. Y jugar a vestirse por capas.

6. Crea tres looks a partir de una prenda.
7. Llena tu armario con tus prendas amuleto.

Las prendas amuleto son aquellas que nunca faltan en tu armario, las que no te cansas nunca de comprar, aunque te repitas, y a las que recurres una y otra vez porque te hacen sentir bien. ¿Las tienes ya identificadas? Si quieres otro día podemos hablar de ellas más largo y tendido.

8. Colores combinables, pero no aburridos.

Tener variedad de colores neutros en nuestro armario es bueno. Pero tener SOLO colores neutros, no lo es tanto.

9. Busca formas diferentes de ponerte una misma prenda.

¿Una pista? ¿De cuántas formas te pones tus camisas?

10. Juega con tu peinado y tu maquillaje. (¡¡Hacen magia!!)

Si te animas con el reto, en estos dos post encontrarás algo de ayuda. Puedes empezar preguntándote cómo es tu estilo y aplicándolo a las piezas de tu fondo de armario.

Y el domingo en nuestro ‘cafeté’ te enviaré un ejercicio extra para dar al traste con tus reticencias y convencerte. ¿Estás suscrita ya a nuestra newsletter?

Por mi parte nada más. ¿Te apuntas al reto? Si necesitas la fuerza del grupo para atreverte, puedes inspirarte en los looks de las demás mujeres o compartir los tuyos con el hashtag #reto30prendas30looks. ¡No te olvides de etiquetarme para que no se me escape ninguno!

Historias. Reflexiones. Planes. Inspiración.
Todo DIRECTO A TU MAIL

¿Te animas a nuestros 'cafetés'?

8
CATEGORÍA:
COMPÁRTELO:
    1. Ana Paniagua Autor del artículo

      Qué alegría que te animes Natalia!! Y sí, yo creo que el verdadero reto está en elegir bien los complementos y algunas prendas especiales para hacer looks muy ponibles pero con carácter. Nada que se nos resista a las fans de las rayas. 😉 Un abrazo fuerte!

      Responder
  1. Aran

    Holaaa! No se el numero de prendas que tengo en el armario,no muchas, ciertamente hay veces que me digo » necesitaría tal o cual» pero luego tirando de imaginación consigo salir de casa bien apañada!!! Jajaja. No se,supongo que hace tiempo que llevo aplicándome este tipo de «vida» y ver un armario (una casa en general)ordenado y relajado me provoca mucha paz….y da menos trabajooo!! Así que por mi parte OS animo al reto…..sienta muy bien!!
    Feliz otoño loco!

    Responder
    1. Ana Paniagua Autor del artículo

      Muchísimas gracias por tu comentario Aran. Aún me acuerdo de cómo te lo curraste con el reto 10 prendas, 10 looks y todo lo que avanzaste. Gracias por recomendarlo y sí, cada vez somos más las adeptas a disfrutar más de lo que somos que de lo que tenemos. ¡Un abrazo!

      Responder
  2. Andrea Goro

    ¡Hola! Me gusta mucho este reto, sobre todo ahora que intento ser más minimalista (con objetos y personas!)
    Con todo el respeto del mundo me gustaría añadir un detalle más que no mencionas en las consecuencias y que es: Reducir tu impacto en el medio ambiente (aunque podría incluirse en la parte de «usar más lo que ya tienes»). La industria de la moda es una de las más contaminantes del mundo. Compramos y compramos a destajo sin ser conscientes del daño que hace renovar nuestro armario cada mes.
    Un saludo 🙂

    Responder
    1. Ana Paniagua Autor del artículo

      Hola Andrea! Me alegra mucho de que te resulte útil.
      Y sobre tu detalle, tienes toda la razón del mundo. Y que lo hagas enriquece muchísimo el post así que sigue haciéndolo si alguna vez lo crees necesario, ¿ok?
      La verdad es que muchas de las cosas de las que quiero hablar esta temporada giran en torno a necesidad de una mayor responsabilidad social por parte del sector textil. Es un tema que incomoda mucho y creo que, por eso, hay que airearlo aún más. ¡¡Un abrazo fuerte y muchas gracias!!

      Responder
  3. digoloquépienso

    Digo yo que teniendo un negocio de estilismo no deberías cuidar más tu imagen? Aprender a posar mejor, un buen maquillaje, no se, si realmente no es lo tuyo siempre puedes usar a otra persona de modelo para tus posts, pero es que no se ve profesional la verdad…

    También me hace gracia lo de mujeres de verdad, desde cuando las hay de mentira? Sueles dar buenos consejos, escribes bien, pero el tema fotos para mi te pierde…

    Responder
    1. Ana Paniagua Autor del artículo

      Hola digoloquepienso!

      Te aseguro que mi imagen (la mía personal y la de mi negocio) la cuido muy, muy, mucho. Pero no soy modelo, ni influencer, ni maquilladora. Lo que sí que soy es MUY PROFESIONAL, como periodista y como estilista. Soy una mujer normal y real y las fotos me las suele hacer mi marido, que no es fotógrafo, desde luego, mientras mis hijos se entretienen jugando a nuestro alrededor.

      Y te sorprenderías si te contara la cantidad de mujeres que «se tapan» o «se disfrazan» o simplemente «no se muestran tal y como son». Trabajo con ellas a diario para que «se quiten la careta». Entonces es cuando sale a flote la mujer de verdad y se aparca a la de mentira.

      Mi fuerte, lo sé, no son las fotos. Si no sería, tal vez, fotógrafa. Es lo que hagoo y lo que cuento y cómo lo cuento. Así que si quieres ayudarme, yo encantada de poder aprender de personas que sepan más que yo y puedan enseñarme.

      Dicho esto, y te lo digo con toda la educación de la que soy capaz, me gustaría que tuvieras en cuenta de detrás de la pantalla hay una persona (yo) que hace las cosas lo mejor que sabe y puede y que intenta mejorar cada día. Me parece fenomenal que digas lo que piensas, y agradezco toda crítica siempre que sea constructiva y con afán de mejora, pero creo que podrías expresarte con más tacto.

      No me conoces en absoluto y no sabes la consecuencia que pueden tener para los demás, comentarios, a mi juicio, tan hirientes, como el que acabas de hacer. Pero soy una optimista crónica así que tendré en cuenta la parte positiva de tu crítica y trabajaré duro para hacerlo cada día mejor. Así que gracias.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *